Riesgos para sector microfinanzas en Nicaragua

El reporte de Fitch señala que los efectos negativos de la crisis global se han intensificado en Nicaragua.

Viernes 25 de Setiembre de 2009

Fitch Ratings – San Salvador – 24 de septiembre de 2009. Los riesgos experimentados por las instituciones microfinancieras a nivel global se han visto exacerbados en el último año. Las condiciones económicas menos favorables han impactado fuertemente aquellos sectores de la población de los países en vías de desarrollo que habían logrado superar la línea de la pobreza y que constituyen un segmento importante para las microfinancieras. Lo anterior ha derivado en un aumento en la morosidad de las carteras de préstamos y en un deterioro en sus indicadores de rentabilidad.

Los efectos arriba mencionados se han intensificado en Nicaragua, dada la precaria situación económica por la que atraviesa el país, los altos niveles de pobreza, la disminución del flujo de remesas, la estrechez de los mercados financieros y la importancia que tiene el sector informal en la economía. Este fenómeno se agrava en momentos en que los países donantes han suspendido una gran proporción de la ayuda internacional.

Adicionalmente, la mora en las instituciones microfinancieras nicaragüenses se ha incrementado ante la incitación pública realizada en julio del 2008 por el Presidente de la República a los deudores de dichas instituciones a incumplir el pago de sus obligaciones, originando el denominado “Movimiento de No Pago”. Este movimiento, además de incidir significativamente en el aumento de la mora, ha sido protagonista de actos vandálicos en contra de agencias de algunas de estas instituciones microfinancieras, incrementando los riesgos de su entorno para hacer negocios.

En vista de lo anterior, las entidades microfinancieras han incrementado su gasto en provisiones, lo que conlleva menores niveles de rentabilidad y una menor capacidad para fortalecer internamente su patrimonio. Asimismo, el incremento en el perfil de riesgo de los sectores atendidos, ha supuesto patrones más estrictos de selección de sus clientes, restringiendo la colocación de préstamos y aumentando las tasas de interés. Aunado a lo anterior, las instituciones microfinancieras podrían observar una disminución sensible del fondeo proveniente del exterior, lo cual privaría a las MYPEs nicaragüenses de importantes recursos para el desarrollo. Fitch considera que, a causa del entorno local adverso y la alta sensibilidad de las carteras de microfinanzas el deterioro en los portafolios crediticios continuará acentuándose en el corto plazo. Por lo tanto, se prevén mayores niveles de incumplimiento, reestructuraciones de préstamos, castigos de cartera y adjudicaciones de activos extraordinarios, lo cual supondría un deterioro en el perfil de riesgo de las microfinancieras.

En consideración de estos riesgos, Fitch ha asignado Perspectivas Negativas a 2 de las 3 calificaciones de riesgo de las instituciones microfinancieras reguladas que calificamos, y en caso de observarse mayores aumentos de la proporción de los créditos deteriorados en combinación con un debilitamiento de las posiciones patrimoniales y de liquidez, las calificaciones nacionales de dichas instituciones podrían ser ajustadas a la baja. Las instituciones que presenten elevados niveles patrimoniales, holgadas coberturas sobre préstamos vencidos, así como adecuados niveles de diversificación geográfica de la cartera de préstamos, estarán mejor preparadas para afrontar disminuciones en su desempeño financiero proveniente de un mayor deterioro de la cartera de préstamos. Por su parte, aquellas entidades cuyas calificaciones provienen del soporte de su accionista mayoritario, podrán ser afectadas solamente si existen, en opinión de Fitch, cambios en la capacidad y/o disponibilidad de dicho accionista para proveer soporte oportuno a sus operaciones.

Las calificaciones nacionales asignadas por Fitch en Nicaragua son las siguientes:

Institución Largo Plazo Perspectiva
Banco de Crédito Centroamericano A(nic) Estable
Banco de América Central, AA+(nic) Estable
Banco de Finanzas AA-(nic) Estable
Citibank de Nicaragua AA+(nic) Estable
Banco ProCredit AA-(nic) Estable
Banco del Éxito BBB+(nic) Negativa
Financiera FAMA, S.A. BBB(nic) Negativa
Credifactor, S.A. BB(nic) Positiva



Más sobre este tema

Fitch confirma calificación de riesgo de Nicaragua

Junio de 2021

La calificadora de riesgo ratificó la nota de Incumplimiento de Emisor en Moneda Extranjera de Largo Plazo del país centroamericano en "B-" y revisó la perspectiva de la calificación a estable desde negativa.

Las calificaciones de Nicaragua están limitadas por el puntaje promedio más bajo de los Indicadores de Gobernanza del Banco Mundial en América calificada por Fitch, el bajo ingreso per cápita, los riesgos de estabilidad política y las sanciones internacionales que limitan el financiamiento externo futuro, destaca el análisis de la calificadora.

Centroamérica: Sector bancario con perspectiva negativa

Marzo de 2020

Fitch Ratings decidió cambiar la perspectiva de los bancos de la región de estable a negativa, argumentando que la crisis sanitaria actual afectará a las entidades financieras de todos los países.

Tomando en cuenta las medidas que en los últimos 15 días han adoptado los países en materia económica, a raíz de la propagación del covid19, Fitch prevé que habrá una merma en la colocación de préstamos.

Sistema financiero continúa con perspectiva negativa

Diciembre de 2019

Para Fitch Ratings los bancos en Nicaragua continuarán presionados por los efectos restantes de una contracción económica por segundo año consecutivo, situación que deriva de la crisis política que afecta al país.

Sobre el entorno operativo del sistema financiero nicaragüense, este sigue siendo negativo, a pesar de que la agencia reconoce que las presiones macroeconómicas han disminuido significativamente en los últimos meses, como lo indica la reciente revisión de la Perspectiva de Calificación Soberana a Estable desde Negativo, informó Fitch.

Bajan calificación de Banco Trasatlántico

Junio de 2010

Fitch Ratings bajó la calificación de largo plazo de Banco Trasatlántico (TSA) a ‘B-(pan)’ desde ‘B(pan)’, y modificó la perspectiva a ‘Negativa’ desde ‘Estable’.


La calificación de corto plazo se afirmó en ‘B(pan)’.

El detalle de las acciones en las calificaciones se detalla a continuación: